Los 10 problemas más comunes en las uñas

Las alteraciones en las uñas son un problema frecuente. Aunque algunas son alteraciones estéticas, es importante vigilar y revisar los cambios ya que en ocasiones pueden ser señal de problemas más importantes y serios en el cuerpo humano. A continuación se enlistan diez condiciones que se pueden encontrar en las uñas:

1) Uñas amarillas

Las uñas sanas habitualmente tienen un color rosado y traslúcido. Sin embargo, por diversas situaciones, se pueden volver poco a poco más amarillas. Frecuente- mente es por esmaltes de uñas o tabaco; los químicos y las tintas que contienen alteran la coloración normal.

2) Uñas frágiles

Este es un problema muy común, y que puede deber- se a varias razones como alimentación inadecuada, infecciones, enfermedades de la tiroides, circulatorias, entre otras. Por otro lado, la manipulación frecuente de las uñas, por ejemplo, a través de técnicas de mejoría estética de las mismas, también puede contribuir a su fragilidad.

3) Estrías o líneas en las uñas

A veces aparecen líneas que pueden ser longitudinales o transversales en la lámina ungueal. Suelen deberse a alteraciones o modificaciones en los hábitos diarios. Algunos agentes causales pueden ser los fármacos, una mala alimentación, enfermedades sistémicas (del cuerpo) y alteraciones en la alimentación.

4) Onicocriptosis o uñas encarnadas

Esto sucede de manera más frecuente en las uñas de los pies, son muy frecuentes y suelen ser dolorosas. Aparecen cuando se produce un crecimiento anormal en los bordes laterales de la uña. A su vez, el crecimiento anormal puede estar condicionado por un mal corte, zapatos apretados, traumatismo (golpe) repetido, entre otros. En ocasiones, la inflamación puede ser tan severa que también se puede asociar a infecciones.

5) Leuconiquia o uñas blancas

Son las manchas blancas, pequeñas, que aparecen en la superficie de la lámina ungueal. De manera general, se deben a golpes.

6) Onicomicosis u hongos en las uñas

Es una condición muy frecuente, aunque en general sobre-diagnosticada, es decir, no toda alteración en las uñas son hongos. La infección está condicionada generalmente por contacto frecuente con agua o ambientes húmedos (por ejemplo, calzado inadecuado), contaminación por herramientas mal esterilizadas, entre otras.

7) Separación por capas u onicosquisis lamelar

Se produce a partir de los 50 o 60 años, generalmente se debe a exceso de manipulación de agua o lavado de manos. También puede asociarse a golpes repetidos.

8) Uñas mordidas (onicofagia)

Además de los problemas estéticos que ocasiona, morderse las uñas puede afectar los dientes o la salud de las uñas, pudiendo incluso alterar su forma de manera permanente. También se ocasionan daños alrededor de la uña, haciendo que el dedo se inflame y duela.

9) Verrugas

Causadas por el virus del papiloma humano, son infecciones frecuentes que pueden observarse en los laterales de las uñas o debajo de las mismas (lecho ungueal). Suelen ser de carácter muy recidivante, es decir, reaparecen de manera frecuente, incluso después de haber finaliza- do un ciclo de tratamiento.

10) Cambios de coloración oscura

Este punto es importante ya que es la clave para descartar un melanoma ungueal (un cáncer). Aunque éste es muy raro, hay algunas otras condiciones que pueden confundirse, como por ejemplo, los lunares, hematomas, pigmentación racial, entre otros.

Recuerda que la dermatología es la especialidad en- cargada del cuidado de las uñas sanas y de sus enfermedades. Si tienes algún cambio en las uñas, acude a revisión. Evita el uso de remedios caseros o su ya que lejos de mejorar, se puede agravar el problema.

 

 

Dra. Aline Esther Baeza Echeverría
Dermatóloga y Cirujana Dermatóloga
(CED. prof. 8929841)
ALINEBAEZAE@GMAIL.COM

 

 

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.

*