Úlceras de piernas

Las úlceras en piernas es un padecimiento frecuente sobre todo en personas mayores de 65 años, ya que hasta de un 3 a 5% pueden presentarla. Este aumento obedece a diversos factores como son tabaquismo, obesidad, falta de ejercicio, sedentarismo, estar mucho tiempo de pie, nutrición deficiente y enfermedades como la diabetes o insuficiencia vascular.

La mayoría de las úlceras en piernas se producen por insuficiencia venosa (aproximadamente 45-60%), insuficiencia arterial (10-20%), diabetes (15-25%), combinaciones de estas causas (10-15%). Sin embargo, hay otras causas que producen úlceras, por lo que es importante acudir con un médico especialista y realizar una adecuada historia clínica, exploración física, vascular y neurológica; así como, en ocasiones, estudios complementarios de laboratorios y rayos x. De esta manera se podrá realizar un adecuado diagnóstico y el tratamiento será dirigido a la enfermedad de base.

En el caso de la insuficiencia venosa, generalmente, se debe a una insuficiencia de las válvulas que impulsan el flujo sanguíneo. Esta alteración permite que la sangre se acumule y provoque tortuosidades venosas, así como salida de líquido del vaso produciendo edema o “hinchazón” en piernas. Las molestias se manifiestan como sensación de “pesantez y hormigueo”, posteriormente, hay cambios de coloración en la piel presentándose manchas color marrón, coloración violácea o rojiza. En etapas avanzadas, ante cualquier trauma o lesión, se pueden formar úlceras, que debido a la mala circulación no son fáciles de cicatrizar y se suelen contaminar con bacterias que provocan infección y que complican su tratamiento. Cuando las úlceras son de origen arterial, la piel se encuentra fría, pálida, los pulsos no se palpan y la cicatrización se encuentra comprometida por la falta de flujo sanguíneo. También existen úlceras mixtas que comparten un fondo arterial, venoso y linfático, por lo que la visita con el médico especialista es fundamental, ya que el tratamiento es diferente.

Dentro de las medidas de prevención es importante evitar fumar, llevar una alimentación balanceada, hacer ejercicio y evitar alguna posición ya sea estar de pie o sentado por mucho tiempo. Las medias de compresión dependerán si la causa es venosa, ya que si las úlceras no son de este origen no se beneficiarán con este tratamiento. Es necesario que si empiezas a ver cambios de coloración, hinchazón en piernas o la aparición de una ulceración, acudas a tu médico especialista para ser valorado y recibir el tratamiento más adecuado enfocado a la causa que dio origen a la úlcera.


Dra. Claudia Baños Segura
Dermatóloga
(CED.6417725)
Tel. 155 2300 2594
clabase@hotmail.com


Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.

*