Alopecia central centrífuga.

Alopecia central centrífuga.

Se conoce como alopecia a la pérdida anormal del cabello.

Existen distintas causas y tipos de alopecia, y a pesar de lo que comúnmente se cree, ésta puede afectar tanto a hombres como mujeres.

Uno de los tipos de alopecia frecuentemente presentados en mujeres es la alopecia central centrífuga; afecta primordialmente a mujeres entre 20 y 40 años, sobretodo afroamericanas.

Esta enfermedad engloba a un grupo de desórdenes que comparten características en común:

• Degeneración de los folículos.
• Inflamación.
• Cicatrización.

Pertenece al grupo de enfermedades del cabello, en donde éste cae de forma irreversible, de ahí su relevancia.
No se conoce exactamente el mecanismo encargado de generar el daño permanente, sin embargo, se sabe que es necesaria una predisposición genética a lo que se añade un agravante externo, como los alaciadores químicos, peines calientes (algunos alcanzan más de 159 grados centígrados), incluso shampoos, cosméticos y un peinado tenso.

Fue por esto que al describirse, en 1968, se le llamó ¨hot comb foliculitis¨ (alopecia del cepillo caliente).

En la mayoría de las personas no genera ningún síntoma, aunque algunas mujeres presentarán ligera comezón o ardor.

Clínicamente su presentación es característica, mostrándose como una caída de pelo que inicia en la parte del vértex (coronilla), y de ahí se extiende hacia la periferia, por ello su nombre de “centrífuga”.

Siempre que exista una caída de pelo es indispensable acudir con un dermatólogo, para realizar un abordaje adecuado, encontrar el origen del problema, y así ofrecer un tratamiento dirigido de manera específica a las necesidades de cada persona.

En el caso de la alopecia central centrífuga es primordial suspender los agentes agresores y ofrecer una consejería sobre las técnicas de peinado; de forma paralela se ofrecerá tratamiento médico tópico o sistémico que tendrá como objetivo detener al inflamación y progresión de la caída del pelo, que como se mencionó anteriormente, es permanente.

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.

*