Soluciones para embellecer el contorno de los ojos (bolsas, arrugas y ojeras)

El contorno de ojos o la región periorbital es una unidad cosmética importante de la cara ya que crea la percepción de la edad y la belleza. Las principales preocupaciones en esta área son las arrugas, la pigmentación y el surco lagrimal, que dan una impresión de edad y aspecto cansado. El rejuvenecimiento periorbital incluirá tanto agentes tópicos como procedimientos que pueden mejorar el aspecto de la zona y también darle una apariencia más joven.

Agentes tópicos

Dentro de los agentes que se pueden aplicar de manera tópica y pueden ser parte de tu rutina diaria se incluyen los siguientes ingredientes:

Retinoides. Su efecto mejora la textura de la piel, pigmentación y arrugas cuando se usan durante seis meses. Los cambios se deben a un aumento en el grosor de la piel, generación de ácido hialurónico, así como la reducción de pigmento. Uno de los inconvenientes en el uso de estos agentes es la irritación secundaria por lo que deben usarse de acuerdo a la tolerancia de la piel de cada paciente.

Despigmentantes
. Éstos incluyen la hidroquinona, el ácido kójico, y el ácido azelaico. Su mecanismo de acción principal es mediante la inhibición de enzimas encargadas de la producción de pigmento. Las concentraciones de estos medicamentos pueden variar, y así como los retinoides, su uso debe ser acorde a la tolerancia de la piel de cada paciente.

Vitamina C
. Esta vitamina y sus derivados, como el ácido L-ascórbico y el ascorbil fosfato de magnesio, son antioxidantes utilizados para el rejuvenecimiento de la piel. En estudios médicos se ha documentado que aumentan el grosor de la piel debido a la producción de colágeno y, por lo tanto, una reducción en la apariencia de ojeras.

Cafeína
. Su formulación en gel es efectiva para el tratamiento de la hinchazón y pigmentación debajo de los ojos. En un estudio médico, se documentó que el gel a base de cafeína reduce la hinchazón periorbitaria inferior y también produce reducción en la pigmentación.

Péptidos
. Así como la cafeína, éstos se utilizan comúnmente para promover la reducción de la hinchazón periorbital y ojeras. Los péptidos funcionan a través de una variedad de mecanismos para aumentar la matriz extracelular de la piel mediante la formación de colágeno.

Peeling químico. Los más utilizados son el glicólico al 20% y el ácido láctico al 15%, indicados para recudir la pigmentación periorbital.

Dispositivos basados en energía láser

Láser fraccionado ablativo (CO2, Erbium Yag). Es uno de los primeros láseres utilizados para tratar arrugas periorbitales. Con éste se ha demostrado una mejora significativa en la apariencia general del área periorbitaria. Su uso debe ser cauteloso ya que involucra un tiempo de inactividad significativo y en pieles oscuras con tendencia a la generación de pigmento.

Láser no ablativo. En este caso, se incluyen tecnologías más seguras para el rejuvenecimiento periorbital. Su efecto, posterior a varias sesiones, encierra una mejoría en la flacidez de la piel, la apertura del párpado, las arrugas sin efectos secundarios importantes y un bajo tiempo de inactividad.

Láseres Q-Switched. Son eficaces para la disminución del pigmento periorbital, siendo ideal el de longitud de onda tipo 1064 para las pieles hispanas.

Dispositivos radiofrecuencia y ultrasonido.
Son dispositivos no invasivos cuyo objetivo es estimular la formación de colágeno y lograr el estiramiento de la piel mediante el calentamiento de las capas por debajo de la piel con un mínimo daño a la piel superficial, con adecuada tolerancia y sin tiempo de inactividad para los pacientes. Lo anterior resulta en una alternativa al láser ablativo para la mejora de arrugas.

Toxina botulínica
Su mecanismo de acción incluye la relajación de los músculos que causan arrugas. Las inyecciones de toxina botulínica tipo A (Botox, Dysport, Xeomeen) tienen un papel importante en la reducción de las líneas de patas de gallo de moderadas a graves, buena tolerabilidad y un perfil mínimo de efectos secundarios.

Rellenos de tejidos blandos
El uso de rellenos de ácido hialurónico se ha vuelto común hoy en día. Su principal indicación es mejorar el surco lagrimal y en ojera secundaria, una falta de volumen. Su uso usualmente se combina con la aplicación de toxina botulínica y otros dispositivos no invasivos como láser o radiofrecuencia.

No existe un único tratamiento que mejore al 100% todas las necesidades del área periorbital. Un adecuado régimen diario tópico asociado a tecnologías, toxina botulínica y rellenos, parece ser la opción para lograr resultados satisfactorios tanto preventivos como correctivos del área periorbital. Un dermatólogo puede establecer las necesidades y realizar un plan terapéutico acorde a tus necesidades.

 

Dr. Manuel Soria Orozco
Dermatólogo
(CED. PROF. 8148410)

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.

*